Un vigilante evita el secuestro de dos niñas en un centro comercial

Un hombre de unos 70 años ha sido arrestado por, supuestamente, intentar llevarse a dos niñas en el centro comercial Rosaleda. Inicialmente, se le imputa un presunto delito de detención ilegal.

Los hechos sucedieron sobre las siete de la tarde del pasado martes. Las dos menores, de entre cinco y siete años, se encontraban en el establecimiento con una tía. En un momento determinado, aprovechando que las dos niñas estaban solas, el sospechoso se habría acercado a ellas y les habría pedido que se fueran con él.

El hombre supuestamente empezó a caminar hacia la puerta con las dos pequeñas cogidas de la mano. Entonces, una de las ellas empezó a patalear y a pedir ayuda. El individuo le tapó la boca, para lo que tuvo que soltar a la otra niña, instante que esta aprovechó para escapar.

Cámaras de seguridad vigilando

La menor corrió hasta que vio a un guarda de seguridad del centro comercial que se encontraba en las inmediaciones. Le pidió ayuda y manifestó que se la querían llevar. El vigilante reaccionó rápidamente y sorprendió al sujeto junto a la otra niña. Al parecer, y siempre según las fuentes, el hombre intentó excusarse alegando que ambas venían con él.

El empleado de seguridad retuvo al sospechoso y avisó a la Policía Nacional, que envió unas patrullas al lugar para aclarar lo sucedido. Tras comprobar que las pequeñas habían ido al centro acompañadas por un familiar, y que no conocían de nada a ese hombre, lo arrestaron por un presunto delito de detención ilegal. Fue conducido a los calabozos de la Comisaría Provincial, donde se ha abierto una investigación del caso.

Según informaron desde Vastned, una de las compañías propietarias del centro comercial, la intervención del vigilante pudo frustrar un «posible intento de secuestro». «La empresa no puede más que mostrar su satisfacción por el correcto desarrollo de nuestro protocolo de actuación en materia de seguridad que ha podido evitar un incidente que, quizá, podría haber tenido graves consecuencias», indicaron en un comunicado.

Fuentes de esta compañía, que preside la comunidad de propietarios del centro, confirmaron que las cámaras de videovigilancia también revelaron que el detenido llevaba un rato merodeando por el recinto antes de, supuestamente, intentar llevarse a las dos niñas. Otras fuentes añadieron que en las imágenes se le ve acercándose a otros menores.

 

SUR / Málaga